miércoles, 6 de junio de 2012

Ononis tournefortii

Ononis tournefortii es una planta anual propia de las playas arenosas y que en la Península Ibérica sólo se encuentra en la provincia de Cádiz, abarcando también su área de distribución el noroeste de Africa y la isla de Tenerife.
Ononis tournefortii
Perteneciente a la familia de las Leguminosae, sus efectivos fluctúan drásticamente de un año a otro, por lo que en zonas donde un año se han visto decenas de ejemplares, al siguiente no aparece ni uno. Si a esto unimos su preferencia por los terrenos con mayor presión antrópica, desdeñando las zonas con vegetación más asentada y mejor conservada, se entiende el por qué está includida en la Lista Roja de la Flora Vascular de Andalucía, aunque en el apartado de "con datos insuficientes".

Fue Bourgeau quien la encontró por primera vez cerca de El Puerto de Santa María en una de sus expediciones, junto al castillo de Santa Catalina, en 1849; sin embargo fue Cosson el que describió la nueva especie.
Ononis tournefortii
Hay citas antiguas recogidas por todo el litoral gaditano desde San Roque a Sanlúcar de Barrameda y la mayoría en el siglo XIX, sobre todo de Pérez Lara, y otras de Colmeiro y Mellado. Apenas hay citas en el siglo XX, entre ellas la del padre Modesto García en Sanlúcar, y la de López & Grau del año 1951 en Cortadura, que es la del ejemplar que aparece en la ilustración del volumen VII(II) de Flora iberica.

Ononis tournefortii
Sin embargo, la cita más reciente corresponde a I. Sánchez tal como recoge en su libro Flora Amenazada del Litoral Gaditano. Encuentra en 1995 una población en la Playa de Atlanterra, en Zahara de los Atunes, población que no volvió a localizar en años siguientes, proponiendo su catalogación como “en peligro de extinción”.
Ononis tournefortii
Siguiendo la pista que nos dio Flora iberica, donde aparece una ilustración de un ejemplar de la "playa de Cortaduras”, iniciamos la búsqueda de esta aparentemente escasa planta. En Junio del 2001 encontramos la primera población en Camposoto, precisamente al borde de uno de los accesos a dicha playa. Como suele ocurrir en estos casos, encontrada la primera, las demás era cuestión de seguir buscando y así, en Agosto del mismo año localizamos una exigua población en una de las  entradas a la playa de Levante, y luego otra de mayor entidad en la playa de Valdelagrana, ambas en El Puerto de Santa María.
Estandarte rosado en las flores abiertas
Continuando su búsqueda por el litoral, localizamos en el año 2002 nuevas poblaciones en  Sancti Petri y La Barrosa (Chiclana), Santibáñez y Cortadura (Cádiz) y la playa del Camarón en Chipiona (sólo dos ejemplares en esta localidad). En el 2007, una población saludable en la playa de El Palmar (Vejer) y la última en el año 2009 en Atlanterra (Zahara de los Atunes).
Color amarillo en las flores plegadas
A buen seguro, en el resto de sitios no prospectados es presumible su presencia, por lo que consideramos que es una planta que puede estar bien representada en el litoral gaditano, aunque sus efectivos están muy localizados y son escasos y dado el hábitat que ocupan, coincidimos en catalogarla en peligro de extinción.
Ononis tournefortii presenta un problema de identificación cuando se usan las claves al respecto, ya que le asignan a las flores un color amarillento, carácter que la diferencia de la Ononis diffusa (propia también de arenales, aunque no en la línea de costa), que las tiene de color rosa.
Ononis diffusa
Sin embargo, los ejemplares de  O. tournefortii, presentan el estandarte de un color rosado cuando están abiertos a plena luz del día, y es estando plegados cuando muestran el color amarillento que las claves indican.
Ononis diffusa
Posiblemente sea esta la causa de que, al montarlos en los pliegos, las flores se cierren y muestren dicho color amarillo, llevando a la confusión anteriormente citada.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada